TLAXCALA, Tlax., 15 de junio de 2019.- La noche del pasado viernes, el chófer de una unidad de transporte público de la línea Delfines, fue agredido por el conductor de una camioneta particular, marca Volkswagen, color rojo, quien viajaba junto con su acompañante en estado alcohólico en la carretera federal Puebla-Tlaxcala, a altura del municipio de Zacatelco.

De acuerdo al testimonio del conductor de la combi, cuándo ésta se orillo en una parada de transporte, la camioneta roja pasó al costado de la unidad pública, rayando la parte lateral izquierda del colectivo y rompiéndole el vidrio retrovisor del mismo lado, lo que provocó una ligera lesión ocular en el conductor de la unidad pública.

Instantes después, el conductor de la unidad particular y un acompañante descendieron de la unidad para agredir al chofer, y fue cuando éste se dio cuenta del estado de ebriedad por parte del propietario del Volkswagen.

Al instante, asistieron elementos de seguridad estatal para realizar el deslinde de responsabilidades, ya que, como antes se mencionó, el conductor viajaba en estado etílico y después se hizo del conocimiento de las autoridades que en la camioneta particular viajaba un menor de edad, además de aparcar en zona de transporte público.