CIUDAD DE MÉXICO., 23 de enero de 2021.- Con el fin de frenar el robo de vacunas contra la COVID 19, cuya aplicación a personal de salud inició en México, senadores del Partido de la Revolución Democrática (PRD) presentaron una iniciativa que busca aplicar penas de hasta 10 años de prisión para quienes hurten el fármaco.

Con información de Latinus. La iniciativa presentada por el líder del grupo parlamentario del partido del Sol Azteca en el Senado de la República, Miguel Ángel Mancera, también propone elevar las penas cuando el involucrado en el robo de vacunas se trate de un funcionario.

De acuerdo con la propuesta, se busca adicionar una fracción a la Ley General de Salud que establezca una pena de 10 años de prisión para quienes roben el fármaco; dicha sentencia se elevará a 15 años cuando el responsable se trate de un servidor público.

Más información AQUÍ