Guadalupe Rodríguez Guzmán y su empleada Elodia Flores Sánchez, habrían cobrado gastos médicos que correspondían a una trabajadora del sindicato burócrata

TLAXCALA, Tlax., 11 de enero de 2019.- Por el supuesto delito de abuso de confianza y abuso de autoridad vinculan a proceso a Guadalupe Rodríguez Guzmán, ex secretaría del Sindicato 7 de Mayo y a Elodia Flores Sánchez, secretaría de gastos médicos y asistencia del mismo organismo sindical, ya que al parecer, las dos indiciadas cobraron un dinero que le correspondía a la trabajadora Amalia de la Cruz Pozos.

Lo anterior luego de que en el año 2014, la trabajadora Cruz Pozos, agremiada al sindicato burócrata 7 de Mayo, se vio en la necesidad de hacer algunos gastos médicos para atender problemas de salud que le aquejaban a su madre, mismos que ascendieron a la cantidad de poco más de 84 mil 325 pesos.

De acuerdo a las prestaciones con las gozan los trabajadores adheridos a este organismo sindical que contempla trabajadores de los tres poderes del estado, así como a empleados de los municipios de la entidad, a la trabajadora, una vez comprobados los gastos médicos le correspondía recuperar el 71 por ciento de lo devengado, ascendiendo esta cantidad a aproximadamente 59 mil 871 pesos.

Por lo tanto, la empleada Amalia Cruz ingresó ante la oficina que en ese momento representaba Elodia Flores, las facturas, recibos de honorarios de los médicos que trataron a su madre y comprobantes de gastos hechos en medicina por la cantidad antes citada, para que se hicieran los respectivos trámites, ante las instancias de gobierno, con el objetivo de en su momento poder recuperar parte de lo gastado.

Sin embargo, al paso del tiempo y tras preguntar en varias ocasiones y no tener una respuesta satisfactoria, la empleada acudió a la Secretaría de Planeación y Finanzas del Gobierno del Estado en el año 2013 y ahí fue enterada que el depósito por los gastos realizados en la enfermedad de su mamá, ya habían sido depositados a una cuenta bancaria ajena al Sindicato, pero al parecer, la titular es la exlíder sindical Guadalupe Rodríguez y su empleada Elodia Flores.

A pesar de esto, de ya contar con el dinero en el banco, la entonces líder sindical y su cómplice, insistieron en que los documentos no habían sido pagados, por lo que la afectada determina investigar y es entonces cuando se da cuenta del abuso de confianza cometido contar ella en el 2013.

Por lo anterior, el pasado miércoles en la audiencia inicial celebrada en la sala número uno del juzgado de control y juicio oral del Distrito Judicial de Guridi y Alcocer fue que tanto a Guadalupe Rodríguez como a Elodia Flores les fue anunciado el hecho de que estaban vinculadas a proceso en calidad de indiciadas.

No obstante, el proceso de desahogo de pruebas aún no termina y será el próximo 14 de enero a las 10 de la mañana cuando, en la misma sala, se continúe este juicio, con la finalidad de determinar la situación legal de ambas indiciadas, quienes en caso de ser encontradas culpables podrían alcanzar una pena de entre 1 y 6 años de prisión.