TLAXCALA, Tlax., 13 de enero de 2022.- Abel Cortes Altamirano, coordinador de la Asociación de Restaurantes, Cafeterías, y Bares de Tlaxcala (Arbat), declaró que las nuevas restricciones sanitarias aprobadas por el Consejo Estatal de Salud representan un retroceso para la reactivación económica del estado.

“En estas medidas vemos un nuevo retroceso que no ayuda a la recuperación económica del sector de alimentos y bebidas en el estado”, comentó.

Explicó que la restricción de acceso a restaurantes con la presentación del Certificado de Vacunación, no se trata de una “medida practica”, ya que dificulta la operación de dichos establecimientos, pues se requiere de personal que se dedique exclusivamente a revisar que los clientes cuenten con el documento o en su caso, el comprobante de vacunación.

En ese sentido, señaló que los prestadores de servicio no deben realizar la labor de la autoridad sanitaria de comprobar que la ciudadanía cuente con su esquema de vacunación completo.

En ese sentido y como representante de la Arbat, propuso al titular de la Secretaría de Salud del estado (Sesa), Rigoberto Zamudio Meneses, crear desde la dependencia que dirige, un esquema para la creación de brigadas de salud que verifiquen casa por casa, que los tlaxcaltecas cuenten con su certificado de vacunación.

Finalmente, comentó que es necesario que el gobierno estatal incluya a Arbat en las sesiones del Consejo Estatal de Salud como representantes de la iniciativa privada a fin de que su posición sea escuchada en la toma de decisiones.

“No queremos corregir a ninguna autoridad estatal, sin embargo, continuamos con la solicitud de incluir a la Arbat como representantes de la iniciativa privada en las reuniones del Consejo Estatal de Salud, pues esto ayudará a tomar decisiones más certeras”, explicó.

Cabe destacar que las restricciones sanitarias para restaurantes, cafeterías y cocinas económicas indican que el servicio de mesa es hasta las 23:00 horas, con un aforo del 50 por ciento en áreas cerradas y del 70 por ciento en terrazas y áreas al aire libre, sana distancia garantizada y certificado de vacunación con esquema completo. Para salones de fiestas se permite el funcionamiento al 50 por ciento y el aforo del 70 por ciento en áreas abiertas. Para bares el servicio está suspendido hasta nuevo aviso.