El párroco asistirá a la comunidad de Santa Úrsula Zimatepec, luego del fallecimiento del anterior sacerdote.

TLAXCALA, Tlax., 29 de junio de 2020. – Tras la muerte del sacerdote Pascual Pluma Morales, la Diócesis de Tlaxcala nombró a quien será el nuevo párroco de la comunidad de Santa Úrsula Zimatepec, municipio de Yauhquemehcan.

La máxima representación de la grey católica en Tlaxcala, nombró como encargado de la cuasi-parroquia a Ricardo Cázares Rodríguez de 62 años de edad.

El recién nombrado, hasta el pasado viernes estuvo a cargo de la Parroquia de San Nicolás de Tolentino ubicada en el municipio de San Pablo del Monte y a partir de este momento, se hará cargo de su nueva encomienda en Zimatepec.

Cabe recordar, que en octubre del 2019 este padre protagonizó un conflicto con los mayordomos de ese municipio quienes reclamaron que el párroco se adjudicada recursos del templo del Señor de Chalma en San Pablo del Monte.

Por ello, los feligreses antes de la pandemia se manifestaron en las instalaciones de la Diócesis de Tlaxcala para exigir su remoción del sacerdote, mismo que denunciaron públicamente llamó a los mayordomos «víboras rastrera, escorias» y otros insultos más, aunado a irregularidades financieras y abuso de sus facultades.

Ricardo Cázares tiene 62 años de edad y es originario de la ciudad de Puebla de los Ángeles, el 15 de agosto de 1991 recibió la Ordenación Sacerdotal en la Catedral de Texcoco, Estado de México (Edomex).

De acuerdo a su expediente, de 1989 al año 2003 desempeñó su ministerio sacerdotal en Teotihuacán, Texcoco, Ecatepec, Tulpetlac, en el Estado de México.

El 26 de mayo de 2003, se dio su Incardinación a la Diócesis de Tlaxcala, excardinándose de la Diócesis de Ecatepec, Estado de México.

Su primer destino fue como Vicario Parroquial de la Basílica de Nuestra Señora de la Misericordia, en Apizaco y en 2017 trasladado como Vicario de la Parroquia de San Pablo Apóstol, en San Pablo del Monte.